Sobre mí

Mi nombre completo es César Augusto León Nuñez, soy de Venezuela y este 2018 cuento con 16 años.

Empecé a estudiar sobre el desarrollo de vídeojuegos a mediados del 2015, primero encontré GameMaker: Studio, gran motor. Un día me recomendaron un motor de vídeojuegos gratuito y Open Source llamado Godot, con lo poco que sabía de GameMaker quise probar algo nuevo, pero la apariencia de Godot 2 y la cantidad de tutoriales en español no generaba mucho entusiasmo.

En 2016 no había más de veinte vídeos sobre Godot, al menos en español, y la cantidad de artículos con tutoriales se reducía a 0. Hoy en día Indie Libre es la única página web con tutoriales escritos en español sobre Godot, y es una pena que no pueda dar abasto para escribir tutoriales más seguido.

En fin, pasé de Godot y continué formándome en GameMaker y, además, en Unity. Todo lo que aprendí en ese momento me ayudó a seguir el camino de Godot cuando le di la oportunidad.

Hasta ahora he hablado sobre mi inicio en el desarrollo de vídeojuegos, no sé como extenderme en ese tema. No terminé proyectos, sólo hice pruebas y aprendí sobre programación, se puede decir que mi producción en la Biblioteca De Demos forma parte de los pocos proyectos que he decidido terminar. 

Sin embargo, hay algo que definió mi camino. Por allá en junio de 2017 leí “La ética del hacker”, un libro sobre Linux y la informática. Siempre me ha gustado leer y tengo una biblioteca con muchas novelas, cuentos y libros de todo tipo, pero “La ética del hacker” me fascino. 

Después de investigar más sobre el tema, descubrí que no era solamente Linus Torvalds y que Linux no era lo único en ese sistema operativo. Ante mis ojos Santa se presentó como el emblema de la libertad, la ideología por la que quería trabajar. 

Resultó que Santa se llamaba: Richard Stallman, y que yo no estaba en favor de todos los pormenores de su libertad, pero supongo que practico la mayoría. El que conozca sus conferencias alrededor del mundo y lea artículos de la Free Software Foundation me entenderá. 

Ya con esto es de entender que sea un usuario de GNU/Linux y que Godot se convirtió en mi motor nativo, lo que vino después con Godot 3.0 fue mejor de lo que esperaba, la comunidad que trabaja día a día en torno a Godot es fenomenal.

Para finalizar tengo que aclarar que lo Indie representa mi afición al desarrollo de vídeojuegos y lo Libre mi compromiso con el software libre y la libertad informática.